Año de la inversión para el desarrollo rural y la seguridad alimentaria

Version Bilingüe
64 Años: diario de Bandera de la Colectividad Nikkei

Regresar
Entregan Premio del Canciller del Japón a nikkeis destacados
sábado, 29 de septiembre de 2018 | 6:33 PM
Entregan Premio del Canciller del Japón a nikkeis destacados
Galeria Imagenes

En reconocimiento a sus contribuciones en la promoción del entendimiento mutuo y a estrechar las relaciones de amistad entre el Perú y el Japón, Juana Miyashiro, directora del colegio Hideyo Noguchi; Angélica Fukuda de Miyashiro, expresidenta de la Asociación Femenina Peruano Japonesa; Dante Aray, primer vicepresidente de la Cámara de Comercio e Industria Peruano Japonesa; y Francisco Okada, expresidente de la Asociación Peruano Japonesa, recibieron en solemne ceremonia en la residencia del Embajador del Japón las respectivas distinciones.

La ceremonia de entrega fue presidida por el embajador Sadayuki Tsuchiya ayer en la residencia del embajador de Japón.

El reconocimiento a destacadas personalidades contó con la participación de familiares, amistades, así como de representantes de las instituciones nikkei. 

Tsuchiya elogió a los galardonados y ofreció detalles de sus trayectorias.

Luego de la entrega del reconocimiento, cada uno de los distinguidos también dio cuenta de su recorrido profesional y dirigencial.

La directora del colegio Hideyo Noguchi señaló que es un verdadero honor haber recibido el premio, y se siente feliz porque se reconoce también al maestro.

«A ese maestro que ha hecho que en el Perú se distinga claramente lo que es la amistad peruano-japonesa. Se reconoce en los colegios nikkei el trabajo de cada uno de ellos que, a través de sus aulas, van trabajando para que la cultura japonesa, uniéndose a la peruana, siempre siga adelante».

«Mi madre, Kama Miyashiro, descendiente de Okinawa, de Urasoe, llegó a Perú en 1919 y fue realmente mi maestra que me enseñó cómo tenía que preservar la cultura. Ella me enseñó a ser lo que hoy soy porque ella fue mi primera alumna a la que le enseñé el español y de allí siguieron algunos inmigrantes. Ello me valió para que escogiera esta linda carrera magisterial hace ya 55 años. 

En los años sesenta, con el deseo de que la colectividad prevalezca conjuntamente con la cultura y la educación, con unos estudiantes y amigos se formó la Asociación Universitaria Nisei del Perú (AUNP) y la ANC, que han sido semilleros para que muchos de los presentes hayan dirigido el país.

En 1965 tuve la gratísima oportunidad de fundar una escuela, muy pequeña pero con ese coraje de que si se puede surgir si se desea hacer obras dentro de una comunidad. Así nace el colegio Chacra Cerro y, posteriormente, el colegio Hideyo Noguchi.

El premio de la Cancillería es un compromiso para mí, para seguir trabajando con la confianza de que de esta amistad entre el Perú y el Japón van a surgir futuras generaciones con mayores convicciones y tenemos el compromiso de trabajar por los 120 años de la inmigración japonesa al Perú. Un agradecimiento especial al señor Taro Kono que, desde el Japón, nos da esta oportunidad de sentirnos orgullosos de nuestras raíces y al Embajador por su distinguida mención».

Angélica Fukuda de Miyashiro, expresidenta de la Asociación Femenina Peruano Japonesa expresó su agradecimiento al Embajador del Japón por el premio concedido. «Por haber contribuido de alguna manera con un granito de arena y fomentar las relaciones de amistad entre ambos países. Ha sido una experiencia agradable y gratificante el haber podido tener la oportunidad de colaborar a través de APJ Fujinkai, el Departamento de Asistencia Social de APJ, Perú Shizuoka Kenjinkai y en otras actividades de la colectividad peruano-japonesa».

Dante Aray, primer vicepresidente de la CCIPJ agradeció al Embajador por el premio recibido y consideró que aún no ha realizado las acciones suficientes de esa gentileza por parte de la Cancillería del Japón.

«La reflexión inmediata fue: porque tal vez pertenezco a los últimos de una generación que en la juventud tuvimos serios conflictos de identidad ya que nacimos confusos de la Segunda Guerra Mundial y en la que el Perú no estuvo lamentablemente al lado del Japón, y en la que nuestra niñez y parte de la juventud vivimos algunas dificultades que fueron positivas para definir nuestra misión en el país. 

Hago mención a este episodio pues el conflicto de identidad que teníamos los peruanos descendientes de japonesas era el gran dilema en aquellos años. Y este tema nos lleva a largas tertulias que, años después, de universitarios, logramos definir nuestra identidad y tener claro que éramos muy afortunados por la oportunidad de haber nacido en este país, ser por ellos peruanos y heredar la cultura japonesa como parte de nuestras raíces.

Esa identidad que se definiría como nikkei nos marcó el sentimiento de que somos el puente natural y vinculante entre los dos países y contribuir cultivando lo positivo de las dos naciones en todo lo referente a nuestras acciones y nuestras conductas.

El premio que hoy nos conceden lo recibo como un estímulo que nos compromete y nos motiva a dedicar mayores energía y, como nikkei, seamos el nexo natural en las diversas relaciones que existen entre nuestros países».

Finalmente, Francisco Okada, expresidente de la APJ expresó su sincero agradecimiento por el premio otorgado por el Ministro de Asuntos Exteriores del Japón, Taro Kono.

«En el transcurrir de esta corta existencia, el ser descendiente de japoneses ha logrado forjar en mi persona sentimientos de humildad y agradecimiento por la oportunidad de tener esta doble posibilidad de culturas: la japonesa a través de las enseñanzas de nuestros padres y la peruana por nuestra tierra natal. Habiendo contribuido para que las actividades realizadas siempre tengan un componente que colaboren para el entendimiento mutuo entre el Perú y el Japón. De todas formas, deseo recalcar dos actividades que quedarán grabadas en el recuerdo imperecedero: la primera haber tenido la oportunidad de haber tenido la oportunidad de haberme reunido con el principe Akishino y sus hijas, y el músico peruano Luis Quequezana en un concierto ofrecido con motivo de los 140 años del inicio de las relaciones diplomáticas entre el Perú y el Japón; y la segunda es haber participado en la 55.ª Convención Nikkei y Japoneses de Ultramar organizada por la Kaigai Nikkeijin Kyokai, interviniendo con una exposición de la situación de nuestra comunidad nikkei buscando consolidar y liderar un trabajo conjunto con los nikkei de América, y fue un alto honor haber sido designado para dar el discurso final de agradecimiento en representación de los diferentes países asistentes con la presencia del entonces Ministro de Asuntos Exteriores del Japón, Fumio Kishida, quien agradeció el discurso presentado».

Concluyendo los discursos se procedió a la toma de las fotos oficiales del evento. El brindis de honor estuvo a cargo del congresista Marco Miyashiro, presidente de la Liga Parlamentaria de Amistad Perú-Japón.

Inicio | Nosotros | Legal | Politica de privacidad | Redes de Conectividad | Infraestructura | Soporte Panel de control | Contactenos |
Perú Shimpo. Copyright © 1997 - 2011
Este sitio está protegido por las leyes internacionales de derechos de autor y marca registrada. Todos los derechos reservados.
al usar este sitio web aceptas los terminos y condiciones a continuacion: se prohibe el uso y copia de informacion y lementos de nustro sitio web sin previo consentimiento , la territorialidad de jurisdicción a la Republica del Perú, para mas informacion vea : condiciones de uso