Año de la inversión para el desarrollo rural y la seguridad alimentaria

Version Bilingüe
64 Años: diario de Bandera de la Colectividad Nikkei

Regresar
60 años de la misión japonesa y la arqueología peruana
Conferencia a cargo del Dr. Yoshio Onuki
miércoles, 14 de agosto de 2019 | 5:24 PM
60 años de la misión japonesa y la arqueología peruana
Galeria Imagenes

La ponencia inaugural del VI Congreso Nacional de Arqueología estuvo a cargo del Dr. Yoshio Onuki, profesor emérito de la Universidad de Tokio y doctor honoris causa de la Universidad Nacional Mayor de San Marcos.

Acerca del inicio de la expedición científica de la Universidad de Tokio, este fue gracias al encuentro fortuito de dos japoneses: Yoshitaro Amano (fundador del museo Amano) y el profesor Seichi Izumi en 1957, pues este último decidió organizar un proyecto para el Perú. En 1958 Izumi formalizó la expedición científica de la Universidad de Tokio a los Andes, cuyo objetivo principal fue el estudio del origen de la civilización andina. La primera expedición fue dirigida por el Dr. Eichiro Ishida con participación de Cirilo Huapaya, Rosa Fung y otros destacados arqueólogos y estudiantes.

En 1960, Kotosh fue elegido como centro de excavación. Se trabajó allí también los años 1963 y 1966. Ubicado a 420 kilómetros al noreste de Lima. Como no había carretera en esa época, tardábamos casi 14 horas de Lima a Huánuco. Kotosh se ubica a cinco kilómetros de la ciudad de Huánuco a 1950 sobre el nivel del mar.

Las excavaciones de Kotosh revelaron dos fases o periodos con cerámica muy fina antes de la cultura Chavín. La forma y decoración eran muy distintas a la de esta cultura. El descubrimiento mas sorprendente fue el Templo de las Manos Cruzadas que se hallaba por debajo de dos fases con cerámica pre-Chavín. El Dr. Izumi lo nombró así por dos relieves pegados a la pared del templo.

En 1961 se realizó una exposición del Museo de Oro del Perú con la presencia del señor Mujica Gallo, que fue muy importante pues tuvo el honor de tener a la familia imperial del Japón. Gracias a ella, se dio un impacto al público japonés pues no tenían conocimiento de la cultura prehispánica del Perú. En esa ocasión, visitó la exposición el presidente Manuel Prado y su esposa Clorinda.

Después del súbito fallecimiento del Dr. Izumi, Kazuo Terada reemplazó el liderazgo e inició el nuevo proyecto para Cajamarca para aclarar la historia temprana, el periodo formativo.

En 1979, el sitio Huacaloma fue elegido para la primera temporada y nuevos miembros llegaron al Perú. Se excavaron los años 1982, 1985, 1988 y 1989. Los edificios y residencias estaban cubiertos con una capa gruesa de tierra por debajo del templo de la fase Huacaloma tardío. La fase Huacaloma temprano es de los primeros habitantes sedentarios con la agricultura y la cerámica en los valles de Cajamarca y Jequetepeque.

Y en 1979, el Dr. Terada, impresionado por las ruinas de Layzón, nos lleva a conocerlas y así empieza la excavación de la cual se encargaron Yasutake Kato y Yuji Seki. La cultura Layzón era totalmente desconocida antes de nuestra investigación. Fue una nueva cultura que introdujo la crianza masiva de las llamas y alpacas a Cajamarca. Pero antes de esta cultura estaba la fase Huacaloma tardío. Esta cultura hizo las terrazas con escaleras cortando la roca natural. Es un caso muy raro de varias formas de templo en el Perú.

En resumen, en Cajamarca hemos aclarado una distinta historia temprana de la civilización andina fuera del área del dominio de la cultura Chavín. El inicio de la civilización andina se hace cada vez más complicada, llena de la rica creatividad y variedad cultural del hombre de los Andes.

Desde el año 2000 hasta el 2003, la Unesco aprobó el uso del fideicomiso del Japón para la conservación y restauración del templo de Kuntur Wasi en Cajamarca bajo la dirección del Dr. Onuki, Yasutake Kato, Walter Tosso y Elmer Atalaya. 

Kuntur Wasi es un sitio arqueológico que data del Formativo Inferior, se encuentra ubicado en el centro poblado del mismo nombre, en la provincia de San Pablo, en el departamento de Cajamarca, en el Perú. En la lengua quechua, Kuntur Wasi significa ‘casa del cóndor’. Kuntur Wasi es una expresión pre-Chavín pero que, posteriormente, posee una gran influencia no solo de Chavín, sino también de Cupisnique, especialmente en la orfebrería y la cerámica.

Lo que nos dice el caso de Kuntur Wasi es cuán efectiva es la colaboración de los habitantes locales para la protección del patrimonio. Para ello es indispensable el esfuerzo del Gobierno central y local en diversos niveles.

«Quisiera proponer la idea del Museo Regional para cada región del Perú». Luego, puso ejemplo de los museos prefecturales de Tochigi, Hiroshima y Chiba en el Japón.

«Con este deseo y esperanza, y con profundo agradecimiento, termino mis palabras. Muchas gracias», finalizó.

Inicio | Nosotros | Legal | Politica de privacidad | Redes de Conectividad | Soporte| Diseño de Páginas Web | Contactenos |
Perú Shimpo. Copyright © 1997 - 2019
Desarrollado por Diseño Web Perú S.A.C
Este sitio está protegido por las leyes internacionales de derechos de autor y marca registrada. Todos los derechos reservados.
al usar este sitio web aceptas los terminos y condiciones a continuacion: se prohibe el uso y copia de informacion y lementos de nustro sitio web sin previo consentimiento , la territorialidad de jurisdicción a la Republica del Perú, para mas informacion vea : condiciones de uso