Año de la inversión para el desarrollo rural y la seguridad alimentaria

Version Bilingüe
64 Años: diario de Bandera de la Colectividad Nikkei

Regresar
«La Navidad es propicia para el reecuentro de la familia»
Fernando Kawaguchi, expresidente de Hiroshima Kenjinkai e integrante de la directiva institucional 2014
jueves, 25 de diciembre de 2014 | 5:58 PM
«La Navidad es propicia para el reecuentro de la familia»
Galeria Imagenes

¿La Navidad tiene un significado especial?

Sí, la Navidad representa el nacimiento de Jesús y con ello todos los principios que Iglesia católica predica. Es un día en el que todos estamos dispuestos a dar cariño, a compartir, sin pedir nada a cambio es el día en que los odios y rencillas no existen, es el día en que se perdona, es el único día del año propicio para el reencuentro de la familia completa, padres, hermanos, cuñadas, sobrinos, nietos. 

Es el día en que la palabra dar se convierte en sinónimo de recibir. Ese día hasta el tiempo retrocede, los adultos se convierten en niños sin dejar de ser adultos, ese día eres joven otra vez, es realmente un día increíble y mágico.

Tal vez los siguientes días todo vuelve a ser normal, pero felizmente hay un día en el año en el que todos podemos reunimos libremente, compartir gratos momentos en armonía, con alegría y sin condiciones.  

En la familia Kawaguchi, ¿cómo es la Navidad? 

Es un proceso, poco a poco le vamos sumando alegría, entusiasmo y emoción, tiene varias partes. Los preparativos de Navidad son algo similar al tiempo de adviento realizado de una manera muy particular, todo empieza más o menos a fines de noviembre buscando y tratando de elegir el regalo ideal. Muchas veces ha pasado que justo el día 24 por la tarde hemos conseguido lo que queríamos regalar.

¿Arman el Nacimiento y árbol navideño?

Al terminar las clases de los chicos se inicia el armado del arbolito y el nacimiento. Actualmente es tarea de mis hijos, en un principio es una odisea, cuando el nacimiento va tomando forma automáticamente va llegando la alegría y emoción de la Navidad.

¿El Nacimiento es especial?

En mi familia las figuras del Nacimiento tienen 52 años, justo mi edad. Esta costumbre se inicia conmigo, por ser el mayor de los cuatro hermanos, fue una época en la que las costumbres japonesas se estaban adaptando a las peruanas por cuestiones generacionales. Los issei ni se imaginaban lo que era la Navidad, los nisei ya tenían el concepto de la Navidad y continuaban con las tradiciones de sus padres. Ya, en la tercera generación era necesario adaptarse a las costumbres peruanas y nace una nueva costumbre para nosotros, que después de 52 años en mi casa se ha vuelto tradición.

¿Preparan algún plato especial para nochebuena?

Sí, a mediados de diciembre empiezan los preparativos con la pregunta: ¿qué preparamos para la cena navideña? Pretendemos hacer cada año la mejor cena, pe¬ro al final el menú es el de siempre. Creo que hace 52 años ha sido igual, el plato principal es el pavo sazonado y horneado por mi ma¬má, la ensalada rusa con bastante kyuri, puré de manzana, makizushi, el infaltable arroz blanco, además de panetón y chocolate co¬mo postre y ensalada de frutas para refrescar el estómago, gaseosas para tomar y vino blanco para brindar. 

La Navidad es mejor cada año y el único cambio es debido a las nuevas técnicas inventadas por mi mamá en preparar el pavo, que dicho sea de paso cada año le queda mejor.

En la recta final, el pavo sale del horno y se inicia la celebración, «la fiesta» a partir de las 8 pm. con la «Misa de gallo», de allí regresamos y esperamos que lleguen mis hermanos y familia. 

¿Se reúne toda la familia?

Así es. Cuando la mayoría está presente se prepara la mesa con la ayuda de todos, un desorden total, un tránsito interminable entre la cocina y comedor, pero con mucho entusiasmo apenas está lista la mesa es la hora de cenar, compartimos un rato hasta que dan las 12 y brindamos deseándonos feliz Navidad. El 25 vamos a saludar a la familia de mi esposa, llevando los regalos, y pasamos el día compartiendo con ellos.

¿Cómo ha sido la Navidad en la etapa infantil de sus hijos?

Han sido maravillosas, tuvimos la suerte de pasar tres navidades en Japón, en la prefectura de Niigata, que se caracteriza por su crudo invierno. Siempre nevaba desde la primera quincena de diciembre y el 24 todo cubierto de nieve, en el jardín había un arbolito adornado con luces  y al verlo rodeado de nieve parecía la escena de película navideña. Un 24 de diciembre al llegar a casa, recuerdo que Asami, que en ese entonces tendría dos años, bajó del auto muy emocionada corriendo, saltando, su alegría no entraba en su cuerpo y gritaba: «¡Llegó Santa Llegó Santa!». Ella entró a la casa, felizmente habíamos dejado preparados los regalos sobre la mesa y los encontró rápidamente. Ese creo que fue el momento más feliz que hemos compartido con ella. 

¿Y la Navidad en el Perú?

Ya de regreso en el Perú, a nuestros hijos también les hacíamos creer que existía Santa Claus, ya no había nieve ni chimenea, entonces yo subía a la azotea y gritaba: ¡Jojojo! ¡Feliz Navidad! Al instante ellos subían corriendo y yo les decía: «Allí está, allí está... Uy, ya se fue, ¿por qué se han demorado tanto?». Ellos bajaban las escaleras apenados. En en eso, ¡oh sorpresa!, los regalos ya los había acomodado Mie, ya estaban en el jardín, y ellos corrían a abrir los paquetes.

¿Alguna Navidad inolvidable?

Sí. Era justo 24 de diciembre a media mañana y casi todo estaba preparado para la celebración. Fuimos Mieko, Asami, Chachi y yo a visitar el Nacimiento del hogar de la clínica San Juan de Dios, nos hicieron pasar, pero estaba cerrado. De todos modos aprovechamos para conocer la clínica, pudimos apreciar las salas de terapia, vimos en una salita a tres o cuatro niños pequeños con severas discapacidades, estaban sentados sobre sillas de ruedas, prácticamente solos, supuse que esperaban ser recogidos y pasar la fiesta con su familia. De pronto nos enteramos que estos niños lamentablemente habían sido abandonados en el hogar clínica. Fue una escena triste, de todos modos ha sido una gran experiencia, siempre hay algo nuevo que aprender, algo nuevo que ver. Salí del lugar muy agradecido por la lección de vida que me dieron esos niños, la grandeza de las personas que los atienden y la bendición de Dios por tener dos hijos completamente sanos. 

Cuando eran niños

¿Cómo era la Navidad para Mieko y Fernando Kawaguchi?

Fernando Kawaguchi, expresidente de Perú Hiroshima Kenjinkai, y Mieko Kawaguchi, presidenta del Comité de Damas de Hiroshima, recuerdan con particular emoción la celebración navideña cuando ambos eran niños

Fernando: Siempre la Navidad para nosotros ha sido muy feliz, los regalos siempre estábamos seguros de que llegarían, en la familia las muestras de cariño se dan durante todo el año y muy especialmente a los niños.

Recuerdo claramente el momento que abríamos los regalos y luego compartíamos con mis hermanos y primos, esa alegría y felicidad de ver que todos teníamos algo que realmente deseábamos. Lo que más me llamaba la  atención eran los regalos de mis tíos, que eran los regalos que realmente pediríamos a Santa Claus. Recuerdo la caña de pescar «shimano», era lo máximo; el radio National de tres bandas a pilas y corriente; el carrito que quería y todo sin tener que escribir carta alguna,  realmente sentíamos el aprecio de los demás, hay muchas personas en nuestro alrededor que nos consideran importantes en su vida.  

Recuerdo especialmente a mi primo Masi, con quien andábamos todo el tiempo, compartimos los juguetes en muchísimas navidades, a quien realmente extraño y estoy completamente seguro que en esta Navidad también estará presente entre nosotros.

De niños no acudíamos a la misa de Navidad; nos juntábamos con mis primos desde el  23 de diciembre. Mi papá y mis tíos trabajaban normal hasta el 24 por la tarde, recién de allí tenían tiempo para hornear el pavo y preparar la cena navideña y nosotros siempre estábamos ocupados, no sé en qué. 

A la misa de Noche Buena hemos empezado a ir últimamente con mis hijos, ellos estudian en colegio religioso y los curas todos los años invitan a participar de la Misa del Gallo. En una oportunidad fuimos por curiosidad, desde esa fecha asistimos todos los años.

Mieko: en mis primeros años de infancia no supe lo que era la Navidad. Mis padres son japoneses, nacidos en Okinawa, y además fueron épocas muy duras para la familia, no hacía mucho tiempo que habían llegado como inmigrantes al Brasil.

La Navidad la empezamos a festejar cuando por cosas del destino tuvimos que venir al Perú, llegamos a la casa de mi obaachan, quien era muy católica, inclusive ella nos hizo bautizar, nos llevaba a misa y nos inculcó los principios de la religión, fue ella quien nos enseñó el significado de la Navidad. Luego aprendimos a festejarla con pavo, panetón y chocolate incluídos. Con respecto a los regalos, recibíamos «otoshidama» a la costumbre japonesa, en Año Nuevo.

SALUDO NAVIDEÑO

Mieko: Les deseo una feliz Navidad a familiares y amigos, también mis felicitaciones a todas las mamás que con mucha dedicación y entusiasmo hacen posible que estas fiestas cada vez sean las mejores y mantienen a toda la familia siempre unida

Fernando: Vaya un fuerte abrazo con los sinceros deseos de felicidad, unión, paz, amor a toda la colectividad nikkei del Perú, a todos los colaboradores de Perú Shimpo, y de manera muy especial a todos los hiroshimanos del Perú.

Inicio | Nosotros | Legal | Politica de privacidad | Redes de Conectividad | Soporte| Diseño de Páginas Web | Contactenos |
Perú Shimpo. Copyright © 1997 - 2019
Desarrollado por Diseño Web Perú S.A.C
Este sitio está protegido por las leyes internacionales de derechos de autor y marca registrada. Todos los derechos reservados.
al usar este sitio web aceptas los terminos y condiciones a continuacion: se prohibe el uso y copia de informacion y lementos de nustro sitio web sin previo consentimiento , la territorialidad de jurisdicción a la Republica del Perú, para mas informacion vea : condiciones de uso